Led Zeppelin. Cincuenta años en Globo

Aprovechamos que el próximo año se celebra el 50 aniversario de los ilustres Led Zeppelin para bucear un poco en su historia

Dentro de las, sin duda, muchas alegrías que nos traerá el nuevo año, no será la más pequeña la celebración del cincuentenario de uno de los grupos clave no sólo en la consolidación del hard sino de la consecución de una mayor consideración de la música popular. Me refiero a los Zep. Al majestuoso Led Zeppelin, de cuyo nacimiento se cumplen en 2018 esos cincuenta añazos.

Tras la separación de The Yardbirds, Jimmy Page, su último guitarrista, y el bajista de la banda, Chris Dreja, comenzaron a buscar miembros para una nueva formación. El primer candidato para el puesto de vocalista fue Terry Reid, quien con una notable visión de futuro se negó a ser parte del nuevo invento, pero recomendó a un amigo suyo llamado Robert Plant, a la sazón cantante de Hobbstweedle. Plant no sólo aceptó la oferta de Page, sino que ofreció a un amigo que tocaba la batería, John Bonham, que había coincidido en The Band of Joy. Poco después de la llegada de Bonham, Dreja abandonó la música para progresar en su carrera como fotógrafo, por lo que los tres componentes de la banda se vieron obligados a buscar un nuevo bajista. John Paul Jones, un amigo de Page y conocido músico de sesión, se enteró de la noticia y le propuso a su amigo su entrada en la formación, quedando cerrada la composición del grupo.

led-zeppelin

El nombre del combo surgió en una de las sesiones de grabación de Beck’s bolero, una canción de Jeff Beck -otro ex Yardbird- en la que participaban Jimmy Page, John Paul Jones, John Entwistle y Keith Moon, cuando éste comentó que la banda fracasaría y caería “como un Zeppelin de plomo”. John Entwistle, bajista de Who, daba en cambio otra versión de los hechos, explicando que cuando empezó a estar harto de los Who pensó formar su propio grupo, al que llamaría Led Zeppelin. Y como portada del primer disco colocaría una imagen del Hindenburg en llamas ¿Os suena? Poco después, empezó a trabajar con Jimmy Page, y como estaban buscando un nombre, él sugirió Led Zeppelin. A Page le gustó y aprovechó también la idea de portada para su primer trabajo.

Su primer cometido fue acabar una gira pendiente en Escandinavia bajo el nombre de The New Yardbirds, en la que tocaron muchas de las canciones que forman parte de su álbum debut. Poco después Peter Grant se convirtió en mánager de la banda, gracias a los 200.000 dólares que les  procuró Atlantic Records, que, interesado en fichar el mayor número posible de grupos que surgían durante aquella época amparados en el blues y hard rock, les fichó sin siquiera haberlos visto.

Su primer disco (producido por Page, lo que se convertiría en una constante a lo largo de la historia del grupo) se grabó en octubre de 1968, en apenas una semana, en los estudios Olympic de Londres, empleando menos de 30 horas de estudio y sin casi ensayos. Fue publicado el 12 de enero de 1969, bajo el nombre de Led Zeppelin, lo que provocó que la baronesa Eva von Zeppelin (familiar del inventor del dirigible) les prohibiese formalmente utilizar este nombre, lo que les obligó, antes de llegar a un acuerdo, a llevar a cabo una serie de actuaciones en Dinamarca amparados en el seudónimo The Nobs.

Tras embarcarse en su primera gira norteamericana y gracias a las explosivas actuaciones de la banda, el álbum tuvo un éxito inmenso en crítica y público, si bien la prensa calificó al álbum como heavy metal, algo con lo que no estaban de acuerdo y Robert Plant declaró que era injusto calificar a Led Zeppelin como heavy metal, ya que un tercio de su música es acústica.

A finales de octubre de 1969 se publicó su segundo álbum,  Led Zeppelin II, con el que se consagraron definitivamente, llegando al número 1 en las listas, tanto en Gran Bretaña como en USA (destronando al Abbey Road de The Beatles) y permaneciendo en ese puesto durante siete semanas, en buena parte gracias al éxito de canciones como Whole Lotta love y Heartbreaker, logrando enormes audiencias en su nueva gira norteamericana, en la que dieron conciertos de ¡más de tres horas! de duración.
En 1970 apareció  Led Zeppelin III y un año más tarde lo hizo  Led Zeppelin IV, el también conocido como Untitled y en el que no aparecía por ningún lado su nombre. Sólo cuatro misteriosos símbolos con los que se identificaba a cada uno de los miembros del grupo. El disco fue un éxito mayúsculo y el LP más vendido de la banda (actualmente está en el cuarto puesto de los álbumes más vendidos de la historia), no en vano estaba compuesto por ocho extraordinarios temas como Black dog, Rock and Roll, Going to California, Four sticks, When the levee breaks o su mayor éxito, Stairway to heaven, cuyo solo de guitarra fue elegido por los lectores de la revista Guitar World Magazine como el mejor de todos los tiempos.

Entre 1973 y 1975 publicaron Houses of the holy y Physical graffiti y crearon su propio sello discográfico, Swan Song, aunque dependiendo todavía de Atlantic Records.
Presence, In through the out door y The song remains the same, su primer disco en vivo, fueron sus siguentes trabajos, bendecidos también por el éxito, tanto en ventas como en mastodóndicas asistenacias a sus conciertos, aunque el auge del punk comienza a restarle seguidores.

La muerte de  John Bonham, en septiembre de 1980, asfixiado por su propio vómito tras una descomunal borrachera en la mansión de Page, supuso el fin del grupo, que renunció a continuar sin él, si bien, la existencia de un contrato que los obligaba a sacar un nuevo álbum, y ante la negativa de grabar nuevas canciones sin Bonham, se optó por buscar material inédito que conformó el LP Coda, de 1982, disco que presenta canciones que se descartaron en la realización de discos anteriores y alguna toma en directo de canciones ya grabadas. El dirigible de plomo había caído definitivamente y nunca más alzaría el vuelo.

Ha sido una de las más influyentes formaciones dentro del desarrollo del hard rock, sentando a su vez las bases de lo que sería la música en una década clave como la de los setenta del pasado siglo, allanando el camino a grupos como Black Sabbath o Deep Purple, aportando un sonido mucho más duro y contundente que el de muchas bandas de la época pero sin abandonar el sonido procedente del blues que les sirvió de base y lanzamiento. Su importancia se observa claramente en el gran número de bandas que se consideran influidas por ellos: Wolfmother, Aerosmith, Guns N’ Roses, Tool, Stone Temple Pilots, Rage Against the Machine, Judas Priest, Metallica, Megadeth, Diamond Head, Blind Melon, The White Stripes, Kingdom Come, Living Colour, Black Crowes, The Answer y un larguísimo etcetera.

Led Zeppelin se instaló en los altares de la historia de la música moderna desde su nacimiento hace medio siglo. Sin embargo, también han tenido que lidiar con no pocos que les acusan de ser sólo una banda famosa que copiaba temas de históricos maestros del blues. Tampoco les falta razón a estos críticos: buena parte de la producción zeppeliniana está tomada, con permiso o sin él, de muchos otros músicos que, incluso, llegaron a los tribunales. Temas como Stairway to Heaven, con muchas coincidencias con Taurus, de Spirit, la banda de Randy California a la que Led Zeppelin teloneó en los inicios de su carrera; Whole Lotta Love, que tiene la letra de You Need Love, de Willie Dixon, ídolo de Robert Plant; Dazed & Confused, de hecho, una canción del cantante de folk, Jake Holmes; Bring It on Home, un homenaje a la homónima de Sonny Boy Williamson, escrita por Willie Dixon; Since I’ve Been Loving You, que toma muchos elementos de la canción Never, de Moby Grape, además de que tiene una introducción idéntica a New York City Blues, de The Yarbirds; Boogie With Stu, también objeto de una demanda, en este caso por la compañía que publica las canciones de Ritchie Valens… por no hacer larga la lista, acrecentaron los rumores y la leyenda.

Pero lo bien cierto es Jimmy Page lo tenía claro: estos temas se hicieron famosos gracias a ellos y si la cosa funcionaba y se vendía, no pasaba nada si había que pagar un poco al autor original, por más que fuese su versión la que había obtenido el éxito.

Articulo realizado por Paco Delgado

Leave A Reply

A %d blogueros les gusta esto: