Repasamos «Con un Par», el nuevo disco de la banda de Rock más incombustible de del país… OBUS

OBUS, fielmente liderada por Fructuoso Sánchez (más conocido como Fortu), es una de las bandas más apreciadas por los fans del heavy metal español. Y es que ha sido una de esas agrupaciones que te cautivan desde un principio y de las que te ves en la necesidad de descubrir más y más canciones, razón por la cual podemos imaginar que tiene fans alrededor de todo el mundo. 

En un principio el grupo o conformaban Juan Luis Serrano al bajo eléctrico, Paco Laguna a la guitarra y Fernando Sánchez a la batería junto a Fortu cantando. Tras una serie de cambios, finalmente la banda está conformada por Paco a la guitarra, Fortu como cantante y front-man,

Luisma Hernández, el nuevo fichaje de Obús para este nuevo álbum, al bajo y Carlos Mirat haciendo la vez de batería. 

Con casi 40 años a sus espaldas, 10 discos de estudio (entre los cuales destacan “Prepárate”, “Pega con fuerza” o “Dejarse la piel” entre muchos otros), unos cuantos recopilatorios, 2 álbumes en directo y más de 50 canciones (algunas tan destacadas como “(Prepárate) Va a estallar el obús” o “Vamos muy bien”) han obtenido varios discos de oro y han sido capaces

de lograr una presentación en directo que se puede asemejar con las actuaciones de otras bandas de heavy metal de carácter internacional.

Para demostrar que siguen activos después de tanto tiempo y darnos un chute de adrenalina, buen rollo y rock, han lanzado un nuevo álbum, “Con un par”, el cual analizamos a continuación.

Entramos a analizar “CON UN PAR”, el nuevo disco de OBÚS

El disco salió a la venta el pasado viernes 13 de diciembre, 9 años después de su último trabajo “¡Cállate!”. Fue producido por Bori Alarcón que ha trabajado con artistas tales como Estopa, Pereza o Dani Martín. Grabado en los Estudios New Life bajo el sello discográfico de Rock Estatal Records, ha sido la bomba que ha desatado la euforia de miles de fans que esperaban con ansias el décimo disco de Obús desde hace 9 años.

El disco comienza con “Sangre de Rock’N’ Roll” y su increíblemente pegadizo riff inicial. Este tema nos permite confirmar las sospechas de que han vuelto a lo grande y no escatiman en creatividad a la hora de componer sus canciones. ¡El estribillo hará que tengas esta canción en tu cabeza durante todo el día!

Pronto comienza “La mosca” con una introducción a guitarra ultra distorsionada para lucir el título de heavy metal. El gran Fortu formula un enorme abanico de insultos unidos con otras palabrotas para enfatizar el mensaje de odio hacia el destinatario de la canción. A pesar de no saber a quién va dirigida, hay que tener cuidado, pues nadie quiere verles cabreados.

“Whiskey con Hielo” atrae la atención sobre aquellas personas que emplean gran parte de su dinero en beber en el bar o la taberna. No obstante, la voz tan magnífica de Fortu hará que saltemos como locos cuando suene el estribillo del tema.

Como todo buen disco de heavy metal que se precie necesita un tema de desamor interpretado por un sujeto con una visión pesimista del mundo. Esa canción es precisamente “Sin tu presencia”. Una auténtica declaración de amor no correspondido que nos llegará al alma en directo.

Con una introducción de “el pirata” al frente de la emisora de radio Rock FM arranca “No me lo digas más” cuyo videoclip se estrenó antes de la salida del disco, como primer sencillo. La voz grave de Fortu se contrapone con la voz aguda de la que podemos disfrutar tanto en el pre-estribillo como en el resto de la canción.

“Escapa de tu prisión” es el tema más positivo del disco que transmite un mensaje realmente importante sobre la felicidad de vivir, pues sólo vivimos una vez antes de morir. Podríamos decir que sigue el tema del tópico clásico de ‘carpe diem’. Aun así, es el chillido agudo final de Fortu lo que más destaca de este sexto tema.

Con “Años 80” logran traer al siglo XXI los riffs tan característicos de los 80 así como los valores e ideas que quedan reflejados en la letra de la canción. Gracias a ella podemos comprobar que, a pesar de los años que nos separan de aquella fecha, Obús siguen en la ola y en boca y vista de todos los fans del rock español.

“El pastel del demonio” comienza con el aullido de una bestia salvaje y continua con un riff aplastante que nos recuerda al heavy metal más pesado. En cuanto a la letra, habla de un infierno imaginario en el que los demonios disfrutan de sexo, droga y rock’n’ roll. Además, es la única canción del álbum que cuenta con la imprescindible participación de su anterior bajista: Fernando Montesinos.

Sorprendidos por el inglés de Fortu que introduce el siguiente tema y se vuelve escuchar varias ocasiones más a lo largo del mismo, “Bandas Rivales” presenta el riff de guitarra más rápido de todo el álbum. La canción trata de adolescentes líderes de distintas bandas rivales entre ellas que defienden sus respectivos territorios. Gracias Obús por tus profundas reflexiones.

Para ir finalizando “Con un par”, nos ofrecen los temas Incombustibles, la mejor descripción para una banda del calibre de Obús que vive por y para el rock, y Rebeldes, el cual, introducido por unas quintas de guitarra eléctrica muteada por las cuales nos dan ganas de sacudir la cabeza como si nos fuera la vida en ello, nos muestra la vida alocada de una estrella del heavy metal.

El décimo disco de la agrupación se despide con “Viajando con la Muerte”, su tema más largo (5 minutos y 5 segundos). Esta canción comienza con una parte preciosa en acústico que dura hasta el final del primer estribillo. En este tema se pone de manifiesto su oposición frente a la muerte de los refugiados a causa de la falta de ayuda que reciben. Una gran reflexión de uno de los temas más discutidos en la sociedad actual. Sin duda alguna, mi favorita del álbum.

La muestra de lo imperecedero.

Aunque en este año hemos sido testigos de una gran cantidad de buenísimos lanzamientos discográficos tanto a nivel nacional como internacional, este ha sido una de las mejores joyas del panorama nacional. Con esa voz melodiosa y perfectamente ajustada al género de la que puede presumir Fortu y la química musical existente entre bajo, guitarra y batería este disco tiene todas las papeletas para ser considerado como uno de esos discos clásicos de Obús, una muestra más de su grandiosidad.

En lo que al disco respecta, Obús ha vuelto a la carga con más metal que nunca. Posiblemente nos encontramos ante el disco más cañero de la banda hasta la fecha, y quien sabe si en un futuro se atreven a sacar uno más duro aún, si es que eso es posible, claro. Lo que tenemos seguro es un álbum inolvidable que no va a salir fácilmente de nuestra cabeza gracias a esos estribillos tan pegadizos y al sonido tan contundente de la guitarra y bajo. La batería, por supuesto, también es interpretada como alma que lleva el diablo, lo cual es de agradecer.

Por tanto, teniendo en cuenta que los grupos tienden a suavizar sus propuestas musicales con el paso de los años, pero esta afirmación no concuerda con Obús, podemos decir: ¡Con un par!

Reseña de DAVID MEDRANO

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here