Review de CANNIBAL CORPSE «Violence Unimagined» (2021)

En lo que a Metal Extremo se refiere este "Violence Unimagined" de CANNIBAL CORPSE es uno de los emjores discos en lo que llevamos de año 2021
spot_img

spot_img

Repasamos lo nuevo de CANNIBAL CORPSE  que llegan con otro trabajo impecable en «Violence Unimagined» 

A mediados de este mes de abril, a través de METAL BLADE RECORDS, tendremos entre nosotros el decimoquinto trabajo de estudio de CANNIBAL CORPSE, que recibe el nombre de «Violence Unimagined» y trae consigo una escabechina, hecatombe y degollamiento musical que deleitará a los que nos gusta este tipo de Metal Extremo.

Tenemos en esta ocasión un Brutal Death Metal vanguardista para una banda que no tiene nada que demostrar con lo que respecta a este estilo, tanto en música, imagen y acierto. El frenesí y la precisión se desencadenan en las once pistas que contiene este «Violence Unimagined»

Uno de los fundadores de la banda, el bajista Alex Webster afirmaba lo siguiente con respecto al disco: «Realmente sigue el camino que hemos estado siguiendo durante algunos años. Creo que nos acercamos a la escritura de una manera similar la mayoría de las veces: cada uno de nosotros intenta escribir las canciones más pesadas y memorables que podamos. Queremos que cada canción tenga su propio carácter identificable. A mi edad, me gusta decir que puedes «soltar la aguja» en cualquier punto de uno de nuestros álbumes y decir rápidamente qué canción estás escuchando».

Con mucha confianza y imperturbabilidad llevan treinta y tres año dándonos producciones que no pasan desapercibidas para nadie y  el único cambio sustancial en los oriundos de la ciudad de Búfalo en Nueva York es la incorporación del guitarrista Erik Rutan a sus filas, uniéndose al mencionado Mr. Webster, junto al baterista fundador Paul Mazurkiewicz, el guitarrista Rob Barrett y el vocalista George “Corpsegrinder” Fisher que es un showman impactante.

La última incorporación, Mr. Rutan, ha militado en bandas de renombre como MORBID ANGEL, RIPPING CORPSE o HATE ETERNAL, donde demostró su dinamismo y eficacia en lo que es un Brutal Death Metal contemporáneo, que absorbe de la vieja escuela para customizar un sonido renovado y flamante. A la vez de conquistar una admirable prestigio y notoriedad al ser uno de los productores de Metal Extremo más demandado, habiendo producido anteriormente cuatro álbumes para su actual banda, además de «Violence Unimagined», junto a otras bandas como SOILENT GREEN o BELPHEGOR. Puntos a su favor fue su participación en los conciertos que CANNIBAL CORPSE dio antes de la pandemia, convirtiéndose en miembro casi por derecho y así poder contribuir al proceso creativo de este último larga duración. 

«Creo que la diferencia más notable en este disco será la incorporación de Erik a la banda. Escribió tres canciones completas para el disco, música y letra, y su composición de canciones y su interpretación de la guitarra han agregado algo nuevo, y creo que su estilo musical se integró muy bien al nuestro. Esto no es todo lo que aporta a la banda. Es un gran amigo nuestro, así que a nivel personal, encaja perfectamente, como sabíamos que sería. Más allá de eso, es una de las personas más trabajadoras que conozco, en la música o en otros temas, y mantiene una actitud positiva y de alta energía en situaciones desafiantes en las que otras personas pueden ir en una dirección negativa. Esta energía y gran actitud también contagian al resto de nosotros. Esa es realmente una situación perfecta cuando agregas a alguien a una banda o cualquier tipo de equipo: alguien que es excelente en lo que hace y que también inspira a las personas que lo rodean «

Comentaba Mr. Webster satisfecho de la participación de Mr. Rutan.

«Violence Unimagined» cuenta nuevamente con una obra de arte-gore  llamativa de Vince Locke, la portada presenta a una madre comiendo a su propio bebé, imágenes típicas de la banda en la mayoría de portadas de sus discos, aunque Mr. Webster admite que, por razones de censura, se le pidió a Mr. Locke, hacer una portada complementaria que se dará a conocer más ampliamente junto a la que se usará para su venta en general. Siempre sus imágenes son fuente de censura.

Con Mr. Rutan como fijo en la banda, su producción era evidente e indudable, trabajo que se materializó en Mana Recording en la ciudad St. Petersburg, de Florida, su cimiento central de realizaciones. Usar el estudio para la preproducción, en lugar de su espacio de ensayo como de costumbre, fue un gran beneficio desde el principio, ya que les permitió entrar en el proceso de grabación de manera real mejor preparados que nunca. Sin embargo, sus planes de grabar el álbum completamente juntos se vieron interrumpidos por la pandemia mundial, y por ejemplo Mr. Webster se vio obligado a grabar sus pistas de bajo en el estudio de su casa, sin ningún problema pero con la tirria de hacerlo juntos cuando esto mejore sin olvidarnos de subirse a un escenario.

Con una duración de tres cuartos de hora puedo decir que posiblemente han alcanzado su versión definitiva, que es admirable y aceptable. 

Es indiscutible un cambio contundente o radical pero poco o nada se sale del orden apabullante de CANNIBAL CORPSE con ese sonido grosso e inmenso al que nos tienen acostumbrados. la canción que inaugura el disco es «Murderous Rampage», signo de colisión a la vista, conmoción sin clemencia como siempre lo ha hecho la banda estadounidense. los ritmos son exterminadores la calidad está presente sin rasgos de desgaste y eso que ya pasaron años, mejor inicio imposible; 

Continuamos con «Necrogenic Resurrection», los riffs encajados con las pausas y otros riffs tanto de Mr. Rutan y Mr. Barret son más imponentes dando paso a un track que te asfixia con cada nota que articula, es que el punteo en la guitarra te desmenuza para continuar con la vehemencia de otros compases adornados de un solo sorprendente, con una pausa de dos segundos marcados en los platos de forma magistrales de Mr. Mazurkiewicz

«Inhumane Harvest», un corte asolador y demoledor, las cuerdas son edificantemente opresivas, si queremos tener la medida de CANNIBAL CORPSE este es el prototipo donde el pasar de la velocidad a unos ritmos sosegados no hacen que pierdan contundencia con toda la resistencia de acordes que nos recuerdan que estamos ante una leyenda del Brutal Death Metal más gore y espeluznante que hemos escuchado y Mr. Corpsegrinder es devastador; 

«Condemnation Contagion», la configuración de los movimientos de los dedos en los mástiles de los instrumentos es único y particular porque la disposición está organizada como lo patentaron ellos ya hace mucho tiempo atrás, lo escuchas y no dudas en identificarle y si le añades una sección de percusión profunda y apasionada los movimientos de vaivén del cuerpo son inevitables, el esguince cervical está servido; 

«Surround, Kill, Devour», no hay momento para apagarse, no está permitido en «Violence Unimagined», ahora se nota la comodidad de un corte que expande toda la capacidad musical de los estadounidenses, con un bucle en progresión de las partituras para darle dificultad a la pericia de la instrumentalización, es bramante como se desenvuelve conmocionando toda la línea de la canción, esto es Death Metal hecho en Estados Unidos; 

«Ritual Annihilation», se nota la mano del productor y guitarrista Mr. Rutan, hay unos destellos a lo MORBID ANGEL, tanto en las oscilaciones de los trémolos y como en fluctuaciones de las distorsiones junto a las velocidades de confecciones de las pautas de las notas, un corte compacto y espeso pero en beneficio del disco; 

«Follow The Blood»,las escalas de sacudidas que da la batería de Mr. Mazurkiewicz son un choque que acierta en las extensiones para el resto de los instrumentos que parecen tener un sosiego simulado, porque recobran el encontronazo unos acordes para luego retornar a ese mecimiento en las vibraciones es completa dándole una entereza imponente; 

«Bound And Burned», ritmo clásico de la banda, proporcionalmente natural se puede decir, añadiendo sutilezas como el solo de guitarra que se prolonga en buena parte de la canción, castigándonos con el resto de instrumentos como una apisonadora que pasa una y otra vez, qué gusto se siente; 

«Slowly Sawn», un riffs sostenido en las guitarras, desafiante, provocando que el resto de sonoridades se articulen a su cota, mientras la voz de Mr. Corpsegrinder fuera el mejor interventor, existiendo ligereza y agilidad con una diligencia tremenda, uno de mis cortes preferidos, muestra el despliegue de la banda en el presente pero sin perder sus principios; 

«Overtorture», aceleración y rapidez, una motosierra cortando todo lo que se le pone enfrente, tritura en cada nota, la insistencia no se detiene de principio a fin, el cálculo de la reiteración lo integra los graves del bajo de Mr. Owens para no tener un momento de respiro; 

«Cerements Of The Flayed», la huella de Mr. Rutan se deja ver nuevamente, y es admisible, un medio tiempo horripilantemente creativo que recibe el aprobado correctamente porque le da la estabilización a CANNIBAL CORPSE, con unos acordes que imponen por su brutalidad y agresividad junto al requiebro de melodías con la galantería particular del sonido extremo representativo de la banda que hacen que esta creación es correcta, elogiable y haga merito a los artistas encomiables  

Ya bien conocido por el nivel de tecnicismo extremo que aportan a cada disco, en «Violence Unimagined», CANNIBAL CORPSE ha mejorado aún más su despliegue musical,  particularmente en la batería de Mr. Mazurkiewicz infravalorado en el gremio casi por ignorancia o desdén. «Creo que todos nos esforzamos un poco técnicamente en este caso, y Paul probablemente es el que más se esfuerza. Este álbum es probablemente el álbum más intenso de batería que hemos hecho hasta ahora. Parte de eso podría ser el resultado de que Erik se uniera a la banda. Su estilo de escritura de canciones a menudo presenta una batería técnicamente desafiante, probablemente debido a sus años de experiencia en el Death Metal de alta velocidad. Y con un contenido lírico típicamente oscuro y deformado, Mazurkiewicz creó el título apropiado del disco. Resumiendo de qué se trata la banda en cada faceta, y llevando la violencia a otro nivel de extremo». Remataba en sus declaraciones Mr. Webster.

Continuamente enriqueciendo el género que ayudaron a definir desde hace mucho tiempo y que se reforzó hace tres años con su anterior disco, «Red Before Black» que fue uno de los más destacados de su carrera. Proseguir esa senda no fue textualmente sencillo, pero CANNIBAL CORPSE consigue mantener el porte, su temple que crece con cada producción. Con tres décadas de existencia , continúan con ese hambre de su debut, detenido por la situación actual. Indistintamente contemplan su carrera hacia adelante, impulsados por su pasado. Y como subraya Mr. Webster: «Estamos muy emocionados de continuar este nuevo capítulo de la banda con Erik a bordo. Creo que una banda siempre debería estar trabajando para mejorar y tratar de hacer lo que sea que estén haciendo actualmente, lo mejor que han hecho, así que eso es lo que haremos»

Con «Violence Unimagined», esta banda en la que sus integrantes ya rondan el medio siglo de edad que saben muy bien a lo que tocan, continúan imbatibles desde finales de los ochenta y han alcanzado precisar un álbum resolutivo, sensato e insistente, su Brutal Death Metal es sanguinario y perdurable. Una garantía de trabajo bien hecho en un mundo del Metal Extremo que les permite ser cabecilla y caudillos a seguir o imitar en lo que se pueda, por bandas mediáticas o por todos los que nos movemos en este mundillo. Ser descuartizado y agonizar así vale la pena. CANNIBAL CORPSE es el soberano que alardea de monarquía y reinado sin duda en el Metal Extremo. Estamos ante un disco grandioso y formidable, disfrutémoslo. Uno de los mejores del año.

Reseña de Pepe Cortez

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here