Review del álbum de CARCASS «Torn Arteries» (2021)

1
review-torn-arteries-carcass

CARCASS logra el difícil hito de superarse a sí mismos con este nuevo álbum que bajo el título “Torn Arteries” 

Para superar lo que es bueno, es necesario ser más bueno, alcanzar la excelencia en la creación atemporal sin perder identidad. La banda inglesa CARCASS lo ha conseguido con su séptima producción, «Torn Arteries», donde dejan palpable porque son una banda de la vieja escuela que evolucionó para coger el término de legendaria, con sus discos presentes.

Si nos vamos a la historia de la banda, en sus primeros discos aportaban un Grindcore elemental y primario con las más pútridas muestras de la medicina forense, esto llevó a la censura de sus portadas, pero su actitud y sonido fueron lo que inspeccionaban a tenerlos en cuenta en el Metal Extremo. Pero a partir de su tercer larga duración «Necroticism-Descanting The Insalubrious», el giro musical se tornó digamos melódico demoledor con un impacto y aceptación inmediata. Y a continuación crearon un Death Metal exquisito, «Heartwork» fue el fundamento y soporte, lo que nos dieron luego los británicos, es sencillamente magnífico,  aun con su saldo en el tiempo. Su pujanza engendrada cambió la faceta de lo que sería el Metal Extremo Mundial, inventaron el Deathgrind modelada en Melodías desacostumbradas en el género Grindcore, pero con una efectividad que recreaba el sonido CARCASS.

La banda está formada por el músico fundador Bill Steer en las guitarras y el otro iniciador Jeff Walker, en el bajo y todas las voces, además del baterista Daniel Wilding, unido a ellos desde el año dos mil doce y el guitarrista recién llegado para este disco Tom Draper procedente de la banda POUNDER. «Torn Arteries» estará a disposición vía NUCLEAR BLAST RECORDS, a partir de la segunda quincena del mes de Septiembre.

Repasamos «Torn Arteries» de CARCASS

Posee un artwork de portada muy sugestivo al presentar una imagen de un corazón hecho con vegetales en un fondo inmaculadamente blanco que conforme miremos más imágenes interiores se va descomponiendo recordándonos lo inteligible que sucede con las hortalizas. Mr. Walker, comenta acerca del arte de la portada: «Es muy limpio, blanco, algo que jamás habíamos hecho antes. No se ve malvado, o algo típicamente death metal, pero me gusta cómo es. Parece hecho para un libro de mesa.» Su evocación grotesca es del artista Zbigniew Bielak nos lleva a una conjetura temporal. Esta forma de arte fue influenciada por el japonés Kusôzu, que significa «pintando las nueve fases de un cadáver decadente», recordándonos que el color de luto o desconsuelo para los orientales es el blanco.

Hace ya dos años se lanzó el primer sencillo del álbum, «Under The Scalpel Blade», pero a consecuencias de la situación sanitaria mundial no se sacó al completo, apareció un EP titulado «Despicable», que entusiasmo a sus seguidores para lo que tenemos ahora entre manos. La denominación de este disco, «Torn Arteries» se debe a una idea para un demo de su ex-baterista Ken Owen que sufrió una hemorragia cerebral en el año de mil novecientos noventa y nueve que lo confinó a un coma de diez meses en un hospital, en la actualidad continúa haciendo música pero auxiliado de programas informáticos en más de alguna ocasión ha acompañado a CARCASS en algunas presentaciones en vivo. 

La grabación y producción del disco trajo sus complicaciones, se entretuvo bastante viajando de Suecia a Inglaterra para tenerlo como lo deseaban sus integrantes. El baterista Mr. Wilding grabó algunas sesiones en Studio Gröndahl con David Castillo, mientras que las guitarras fueron grabadas en The Stationhouse con James Atkinson a los comandos en la ciudad inglesa de Leeds. Asimismo se laboró en el apartado de las voces, el bajo y algunos detalles con guitarras, así que la banda se dirigió a la ciudad sueca de Gröndahl, para ocuparse distendidamente con Mr. Castillo. Mr. Walker lo decía de esta manera: «No planeamos hacerlo de esta manera, el proceso creció así de manera orgánica». Y prosigue: «Pienso que, como nuestro séptimo álbum, se despega de los otros, sonora y estilísticamente hablando. Tú puedes decir claramente que esto es CARCASS; cuando pones la aguja en el vinilo, cuando escuchas ese tono de guitarra, puedes decir que es Bill Steer, pero cada álbum siempre es un producto de su tiempo actual «.

Crítica de CARCASS «Torn Arteries» Tema a Tema

En «Torn Arteries»’, tenemos variabilidad en cada corte, todos tienen su excepcionalidad en cada instrumento que conforma la orquestación total, con voluminosas capas de tonos y melodias recias de su personalidad de composición. Diez temas que causan perplejidad en su orden de configuración. 

Iniciamos con el tema, «Torn Arteries», con actitud y potencia, la emoción de escucharles en plena forma es plena, las voces de Mr. Walker junto a los riffs especialmente característicos es un gusto indescriptible para los que somos fanáticos de la banda, mantienen esa línea creativa en donde salen a asfixiar con agudeza e ingeniosidad, todo un Death Metal moderno, esto promete y con creces.

Continuamos con «Dance of Ixtab (Psychopomp & Circumstances March No.1)», la velocidad cuantiosa y prominente y los acordes pegadizos en esos movimientos de mástiles de las guitarras permiten que la lírica contenga una recia narración, posiblemente se incluya en sus futuras presentaciones en vivo, su tono es constante y lapidante. «Nosotros construimos esta canción desde su ritmo. Tuvimos un acuerdo en que cada canción fuese una idea definida. Todo fue sobre ¿qué es lo que aún no hemos hecho?», explica Mr. Walker.

«Eleanor Rigor Mortis», la insolencia de un solo de guitarra de Mr. Steer promueve los apacibles ritmos que continúan, que son intensos y pujantes en toda la orquestación que demuestra la técnica de los músicos con una índole tremenda, y así como inició termina con una celeridad tremenda.

«Under The Scalpel Blade», un corte que es puro CARCASS, hasta con ese sonido agudo metido entre los riffs aplastantes y pausados que lo hacen singular, la parte más apetecible es la de los coros en donde la métrica ocupada es de una categoría que solo los ingleses son capaces de confeccionar, imposible no hacer headbanding.

«The Devil Rides Out», las notas solemnes en tempo continuo dan la marcha a todo el movimiento de los acordes sinfónicos que no necesitan ir en una dirección, insinuando la contención de los tonos graves en sujeción de los más agudos, la banda es esto un abanico de tonos que pueden cuestionar al seguidor del Metal Extremo, este corte contiene tantos elementos como variantes creativos deseemos sin de perder vehemencia o apasionamiento.

«Flesh Ripping Sonic Torment Limited», en el ecuador de «Torn Arteries», encontramos este corte que con sus arpegios acústicos, desatan los siguientes compases de una calaña estupenda, de mis favoritos del disco, por su configuración armónica y es que los vaivenes constantes producen luego unas escalas formidables, con la cabecera de la canción como coro apabullante y aturdidor, hasta un solo en plan progresivo es permitido en sus más de nueve minutos de duración.

«Kelly’s Meat Emporium», «El título en proceso para Kelly’s era originalmente «Stock Carcass»», comentaba Mr. Walker. «Nosotros sabíamos que era un track simple, carne y papas, para el álbum». Lo cumple con un solo de batería que entreteje los siguientes compases en una escala embelesada por la secuencia de las cuerdas de las guitarras que le dan un aire muy individual y si agregamos el vídeo tenemos la esencia de lo que quiere ser o presentar «Torn Arteries», mostrar un proceso natural en lo que puede ser el pasar el tiempo de un producto hasta convertirse en otro de apariencia menos agradable pero propio de un proceso común, un proceso vital.

«In God We Trust», de acordes llenos de majestuosidad forman el sonido clásico CARCASS, su Root and Roll, hasta con palmadas incluidas que no desentonan en ningún momento, más melodía que velocidad, eficiencia garantizada.

«Wake Up And Smell The Carcass /Caveat Emptor», el penúltimo corte llega como una marea que cambia de intensidad, así es la cadencia de los acordes que tenemos en este corte, la abundancia de distorsión grave es permanente con una demostración de Mr.Wilding en su batería increible, lo hace en los anteriores cortes pero acá es muy predominante con un obsequioso solo de Mr. Steer que lo borda totalmente.

«The Scythe’s Remorseless Swing», un cierre grandioso por la estructura acompasada, no se han salido del guión, cumplen como los mejores, porque hasta en este último corte mantienen la ritmicidad de forma inminente, sobrepasan lo que es el Death Metal dándoles el estatus de música para atender, es decir, sus propiedades son un extracto inherente de aptitudes de artistas de primer nivel, que cumplen con su trabajo sin necesidad de volver inventar la rueda, el procedimiento es el compromiso con ellos mismos en proporcionarlos una producción incesante que no pierde atrevimiento ni sustancia.

Conclusiones sobre el disco de CARCASS “Torn Arteries”

De forma inconsciente resulta difícil identificar influencias concretas actuales en el sonido del Metal Extremo sin revocar las raíces del mismo. CARCASS con su Deathgrind, es la brutalidad de acordes con la velocidad del Grindcore influenciando en especial con los blast beats o «ráfagas de golpes», sin llegar a las exageraciones del Brutal Death Metal, pero causando esa impresión.

La escena de Metal está sobresaturada, existiendo una lucha a veces silente, por conseguir reconocimiento y fama. Frente a esto CARCASS no pierde el punto de vista de disfrutar de su música ensayos, presentaciones en vivo y hasta en reuniones con sus ex-miembros y de otras bandas que surgieron junto a ellos, saben quienes son, qué hacen y por qué lo hacen. Confiando siempre que sus discos como este «Torn Arteries», sean lo suficientemente decentes para que los interesados en su propuesta sean más.

Nadie puede destrozarnos el cerebro con tanta intensidad como CARCASS.

El disco reviste y enfunda la esfera y el ámbito que nos han dado con sus producciones, con la notoriedad y el prestigio de una banda como lo es CARCASS, que mantiene ese sonido incondicional, respetable y venerable del Death Metal Moderno para una banda que es «Old School», la polémica y controversia para «Torn Arteries», será  el escucharlo hasta la indigestión, como un problema de salud estomacal mostrado en sus anteriores disco y el deseo de que se mantengan para deleitarnos en un futuro. Y ya llevan tres décadas en la escena del Metal como para pedirles más, porque lo pueden seguir haciendo.

Es interesante pensar que la pureza no existe, porque todo cambia constantemente, aunque no parezca, y esto influye mutuamente, a veces no percibimos los movimientos, como sucede con el corazón vegetal de portada de «Torn Arteries», sigue latiendo, involuntariamente, instintivamente hasta que voluntariamente y premeditadamente se detenga, pero eso parece estar lejos para CARCASS, pulsan con mucha fuerza porque son vitalicios, subsistiendo al tiempo con su carácter y personalidad. Este disco puede ser de los mejores de este año, sin duda.

Crítica de Pepe Cortez

1 COMMENT

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

Salir de la versión móvil