EnglishSpanishFrenchGerman

5 Cortes de Carne que tienes que probar

Hoy en nuestra sección de Gastronomía del Rock analizamos 5 cortes de carne que todo buen carnívoro rockero debe probar.

Hablamos entonces un poco de carne hoy y descubramos juntos cinco de los cortes más deliciosos para plantar en tu barbacoa acompañados de una buena cerveza o vino del rock.

Con cortes en este caso nos referimos  básicamente cualquier pieza de carne que se incluye en la categoría de cortes de “cocción rápida” que son lo suficientemente bajos en tejido conectivo para que no requieran los largos tiempos de cocción que requieren los cortes de “cocción lenta”, vamos carnaza para barbacoa.

La diferencia entre un corte de este tipo y el asado esencialmente  es un tema de tamaño. Cualquier buen asado se puede cortar en filetes individuales.

Existen diversidad de cortes como el solomillo, la falda, chuleton, lomo, etc. Los Longissimus dorsi son un par de músculos largos y tiernos que corren a ambos lados de la columna vertebral del buey, fuera de las costillas, desde el cuello hasta la cadera. La ternura de un filete inversamente proporcional a la cantidad de trabajo que hace un músculo durante la vida del buey. Entonces, como un músculo relativamente no utilizado, el Longissimus dorsi es extremadamente sensible, lo que los convierte en un candidato ideal para un buen corte, en otras palabras, el lomo de buey de toda la vuda.

El Psoas Mayor es un par de músculos más cortos que comienza aproximadamente a dos tercios de la espina dorsal del buey y corre en el lado opuesto de las costillas al Longissimus. Comúnmente conocido como el filet mignon o solomillo, son de lejos los más tiernos trozos de carne en el buey. Eso, junto con su pequeño tamaño, lo convierten en el corte más caros.

Alrededor de estos dos músculos aparecen una serie de cortes deliciosos que te pasamos a contar.

1 2 3 4 5 6

Leave A Reply

A %d blogueros les gusta esto: