Repasamos algunos de los mejores discos de Metal que cumplen 25 años en este 2020 y que han dejado huella en el género

El que dude que el Metal Extremo refleja buena salud, puede buscar en el historial de una biblioteca o en el ciberespacio, para enterarse que si hacemos memoria de un cuarto de siglo atrás,  encontramos producciones muy vigentes. Producciones que sirven de manera sugestiva para las nuevas generaciones como fuente de inspiración o más aún para los que somos consumidores perpetuos de estos géneros y nos deleitamos mucho al escucharlas.

Estas bandas han evolucionado, se han afincado en la escena, se han renovado o desaparecido. Historias gloriosas o desastrosas en donde sus músicos son los protagonistas principales de estas producciones que nos han dado sensaciones para continuar viviendo y notar cómo han transformado o desarrollado los géneros como el Death Metal que rozan en la actualidad el tecnicismo de forma magistral.

Detrás de estos discos está la inspiración de los hechos de esos instantes o coyunturas. 

Percibimos como algunas bandas nacían y saltaban del anonimato, otras ya tenían cierto éxito que las abatió  en su capacidad creativa y en definitiva nos dieron temas que son considerados himnos hasta el día de hoy. Los siguientes son solo una muestra, hay muchos más de otros géneros , pero para mi y para mi peculiar gusto les dedicó una reseña para no olvidarlos y compartirlos porque nunca es tarde para escucharlos.

1MORBID ANGEL – » DOMINATION»

Su característica de que cada título de sus discos, inicia cronológicamente con el orden de la letras del alfabeto se cumplía por cuarta vez. El éxito de los norteamericanos partía de sus integrantes, Trey Azagthoth en las guitarras y programaciones, Pete Sandoval en la batería, Erik Rutan, en la otra guitarra y programaciones también y David Vincent en el bajo y las voces. Para este último este disco fue la despedida recién salir al mercado y fue sustituido por Steve Tucker, que cargo con una losa muy pesada de ser un frontman de MORBID ANGEL que tenia un pedigrí muy bueno gracias al respaldo de sus seguidor@s que pululaban en el underground como lo hacía la banda ganando trascendencia e influencia que en un futuro sería lo que le pasaría factura.

La variedad de «Domination» es increíble,  con riffs contundentes propios de ellos y  temas instrumentales ejecutados magistralmente, sin perder sus contenidos anticristianos y  blasfemos. Temas como «Dominate» que da la apertura a esta vorágine de cambios de ritmo distorsionantes o «Where The Slime Live» con el solo de guitarra dedicado a Eddie Van Halen,  son muestra de un disco grandioso. Las programaciones siniestras fueron de las primeras que se escuchaban dejando claro la magnitud de estos profesionales, fueron pioneros. «Eyes To See, Ears To Hear», » Dawn Of The Angry» o » Inquisition ( Burn With Me)» hacen obligatorio el Headbandig, los once temas son tremendos. MORBID ANGEL, cerraba una época con la marcha de Mr. Vincent, él regresaría una década después,  la banda continuó con algún altibajo, cimentado su leyenda, pero la evolución para los  originarios de Tampa, Florida era su próximo destino.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here