Review de lo nuevo de TREAT – “Tunguska” (2018)

9.5 Fantásico

Tunguska, es toda una explosión, toda una lección de Hard Rock. Toda una manera de hacerte feliz. ¡Gracias Treat!

  • Voces 9
  • Base Rítmica 9
  • Guitarras 9
  • Estribillos 10
  • Melodías 10
  • Actitud 10
  • User Ratings (0 Votes) 0

Reseña de este fantástico trabajo de TREAT titulado “Tunguska” y que verá la luz a través de Frontiers Records este 14 de septiembre de 2018

En mi cabeza no estaba, ni mucho menos, que este año hubiera nuevo disco de Treat, el año pasado sacaron un directo, y hace dos, salió Ghost Of Graceland, tras seis años de espera y tras su grandioso regreso Coup De Grace. Pensaba que iban a tardar otro tanto, primero, porque lo mismo son un grupo de tomarse su tiempo, la madurez hace tomarte las cosas de otra manera, y segundo, porque para tener de nuevo un disco redondo hace falta eso, tiempo. Y una vez más se demuestra lo que he dicho varias veces, el tiempo no importa, si la creatividad y las ganas son buenas y muchas.

Tunguska es el nombre de la obra de arte, ¡sí, lo digo ya!, que ha sacado Treat. ¡Es que hasta el nombre del disco es bueno!. Tunguska es el nombre que hace referencia a una explosión, que ocurrió en Siberia en 1908, motivada por una roca espacial que penetró la atmósfera terrestre y detonó en el cielo liberando energía equivalente a alrededor de 185 bombas de Hiroshima, ¡casi nada!. Pues así es el disco de Treat, pura energía, pura melodía, puros coros, ¡una explosión de Hard Rock!. Y una vez más se cumple aquello de que la edad no es lo que importa, las ganas, la ilusión, y el empuje pueden con todo.

Todo comienza de manera algo lúgubre, una introducción de teclados siniestra, un suspense que va aumentando hasta romper en una batería y un bajo demoledores, que con una guitarra, siempre por debajo en esta canción, acaban con una melodía maravillosa y en un estribillo marca de la casa, pegadizo al máximo, contundente y “cantable” cien por cien. La canción acaba con estribillo tras estribillo y con una guitarra, ya más protagonista, y se hace redonda al terminar con la potencia de batería y bajo. Así es el comienzo del disco, así es Progenitors, ¡todo un temazo!

Continuamos con Always Have, Always Will, con el que, y según mis entendederas, hacen un guiño a su primera época, más melódica y bastante más comercial, con teclados más clásicos, más cercanos al Rock Melódico. El bajo es brutal.

Con Best Of Enemies volvemos a sus sonidos actuales. Domina un riff machacón, especialmente en los estribillos, y unos teclados “oscuritos”, grandiosamente acompañados de un bajo sobresaliente. Lo de Pontus Egberg es de lección magistral, no solo aquí, en todo el disco.

Rose Of Jericho es un medio tiempo maravilloso, en el que el estribillo y sus coros también están hechos por la guitarra, voces y guitarras hacen lo mismo, pero ésta última un poco más agudo. Cantan voces y guitarras, ¡magistral!

++Heartmath City y Creeps son más de lo mismo, “todo un Tunguska”, una explosión de Hard Rock. De la primera destaco el puente, con cencerro y todo, y de ambas, los estribillos, no puedes evitar cantar con ellos. ¡Cómo me gusta!

Build The Love, el primer single del disco, vuelve a la primera época, comercial y blandita, nos relajamos un poquito y todos nos ponemos un poco más tiernos.

Man Overboard te sorprende porque con los teclados que comienza, que se te quedan dentro, viajarás hasta el estribillo. Esa melodía te perseguirá todo el rato. Tiene un doble solo, uno de teclas y otro de guitarra y una base rítmica brutal.

Riptire está llena de teclados por todos los lados, estrofas, estribillos, puentes, y todos diferentes y bien puestos. También tiene dos solos, como en la canción anterior, y el de teclas me suena muchísimo al estilo Degreed. Pontus se vuelve a salir.

Tomorrow Never Comes es la balada, llena de sentimiento, ellos saben bien cómo dar ese punto de carga emocional que tienen que dar estos temas.

All Betts Are Off es, si hay que decantarse por una, mi canción favorita. Es una melodía y una línea rítmica machacona e igual todo el tema, Jamie Borger va clavado. El estribillo, es, como siempre y como en todas las canciones, formidable, lleno de marcha y “coreable”. Incluso la canción tiene sus parones, y acaba con el riff, como tiene que ser. Es una canción completísima.

Y Undefeated es otro temazo en la onda de todo el disco, y también una pena, porque con ella se acaba el disco y no podemos seguir disfrutando y cantando. A no ser que le des a la opción de reproducción en bucle, algo que yo no he dejado de hacer.

Tunguska, y no me da miedo ser pesado y que me tilden de ello, es toda una explosión, toda una lección de Hard Rock, de crear melodías y estribillos en los que la banda hace que participes, cantando a voz en grito, ya sea desde el coche, desde el salón de tu casa o en la ducha. Toda una manera de hacerte feliz. ¡Gracias Treat!

Formación de Treat 

Robert Ernlund – cantante

Anders Wikström – guitarra y coros

Patrick Appelgren – teclados, guitarra y coros.

Pontus Egberg – bajo

Jamie Borger – batería.

Lista de temas de TREAT – “Tunguska”

  1. Progenitors
  2. Always Have, Always Will
  3. Best Of Enemies
  4. Rose Of Jericho
  5. Heartmath City
  6. Creeps
  7. Build The Love
  8. Man Overboard
  9. Riptide
  10. Tomorrow Never Comes
  11. All Bets Are Off
  12. Undefeated

Y ha sido producido de manera excepcional por Peter Mansson y Anders Wikström

Reseña de Ape Navarro

Leave A Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: