Crítica del álbum de VITA IMANA «VI» (2022)

spot_img
spot_img
Apple PodcastsSpotifyRSSDeezerBlubrry

Booking.com

VITA IMANA siguen firmes con su particular estilo dentro del mundo del Metal y nos entregan un fantástico sexto álbum titulado “VI”

La continuidad tiene un precio y cada quien lo paga como pueda, de ahí que mantenerse es un reto que solo los que trabajan duro lo consiguen. Esto es lo que hace la banda VITA IMANA desde hace unos años y que este mes nos entrega su última producción titulada «VI» que hace referencia al “sexto” álbum, o quizás también a las iniciales de la banda.

Los han considerado Groove Metal, pero personalmente no comulgo tratando de clasificar los géneros. Me gusta VITA IMANA y lo concluyo así. 

La banda está formada por seis músicos que en la actualidad son, Mero Mero, en la voz principal, en la guitarras David Ramos y Diego López, en el bajo y coros Pepe Blanco, en percusiones y coros Míriam Baz y Daniel García en la batería.

Formados en 2005 y como dicen en su página oficial, son  la fusión de raíces tribales y el metal más pesado de los años 90, una interesante mezcla de ambientes calmados y pasajes agresivos con la influencia del sonido más actual, en donde destaca especialmente su excelente producción en estudio, y la espectacular puesta en escena en sus directos.

Muestra de el último dato es que han estado en las tablas de festivales de gran prestigio y actualidad, que van desde el  internacional y legendario W.O.A. (Wacken Open Air), los nacionales RESURRECTION FEST o el Z! LIVE ROCK FEST o al otro lado del charco con el ROCK AL PARQUE de Colombia.

Su quinto disco «Bosa» a principios del año dos mil diecinueve, se afectó en todos los sentidos a causa de la Pandemia Mundial, comenzando su promoción casi una año después siendo recibido con mucha aceptación. Aprovechando las situaciones de confinamiento y aislamiento, componen «VI», y a comienzos de este año retoman la gira que quedó suspendida dos años atrás, por las mejores condiciones para cumplir sus conciertos aplazados y por supuesto una futura gira que se está planificando.

Como en su disco previo VITA IMANA nuevamente cuenta con Álex Cappa, en la grabación, mezcla y masterización en los Metropol Studios de la ciudad de Madrid. La portada estuvo a cargo de Ruth Burgos e Irene Bernad, en donde la frugalidad y austeridad de imagen son el prototipo de una banda que es un evento total.

Este trabajo contiene una docena de cortes, cada uno como con vida propia. Todo inicia con, «Coltán», toda la carne al asador, sin florituras o medias tintas, los acordes desmenuzados junto  una percusión despiadada junto a esas voces intratables de Mr. Mero permiten demostrar que VITA IMANA poseen una buena salud que muchas bandas nacionales desearían tener, poseen su armonía correspondiente y esencial, esto promete y obliga a paladearlo con propuesta de notoriedad; 

 «Virtual», intensidad mostrada en velocidad e intensidad de la instrumentalización, la franqueza de los tonos es ensordecedor y mordaz, inevitable no mover alguna parte de nuestro cuerpo para continuar su ritmo, en su lírica se toma una apreciación a la apariencia que se puede adquirir en estos tiempos en la vida virtual de algunos que se sienten aparentemente mejor pero que al final es una gran falacia, hasta donde se puede ser influenciable sin convivir en la patraña;  

«Espiral», la percusión de Ms. Baz son la manivela en la que se fundamenta el resto de polifonías del corte, existen los espacios para los graves de Mr. Blanco, su potencia permanece en una línea constante que genera vaivenes pero sin abandonarse o malograrse en todo su trayecto, la esencia inspirativa corresponde esta vez al tema bélico, un poco en las noticias actuales en Europa, una mala onda que es repetitiva en la existencia de la humanidad;  

«Ishtar», con la colaboración de Leo Jiménez, que permiten un tipo de coloquio de tonos vocales de sus limpios a los guturales de Mr. Mero, produciendo un contrapunto extraordinario, tenemos una melodía en tonos asiáticos, inspirada en esta Diosa Babilónica del amor y la belleza, de la vida y de la fertilidad. Asociada principalmente con la sexualidad que fue compuesta casi a plenitud por el colaborador, se mueve entre las parsimonias hasta alcanzar cuotas altas excitación e inquietud en sus casi seis minutos de duración, sin duda un ensayo magnífico; 

«Caos», el segundo tema expuesto en video, con una energía de lo que es VITA IMANA, el juego de guitarras de Mr. Ramos y Mr. López es impresionante, ese riffs sincopado sin duda lo disfrutaremos en sus presentaciones en vivo con el respectivo mosh-pit;  

«Sakura», la inspiración en el país del Sol Naciente queda patentada en este corte totalmente instrumental que envuelve con todo las difuminaciones sonoras que nos da, desde la serenidad inicial, pasando por una vivacidad de las cuerdas y retomar la quietud de los sonidos acústicos que son realmente un placer, la combinación de estilos del Metal quedan expuestos en una simbiosis que esta banda te lo hace no ahora, sino desde sus inicios, dándoles su personalidad llena de carácter;  

«Baba-Yaga», inspirada en la leyenda de Europa del Este de la bruja que aprisionaba a los chiquillos, es cuando tenemos el sonido más étnico de la agrupación en donde cada músico pone su pasión y entusiasmo en cada riff, de las favoritas de este disco, porque es el sonido perenne de VITA IMANA, y ese solo de Mr. Blanco, que más que un solo es el eje de un final potente junto a las carcajadas propias de una nigromante;  

«Adversario», el primer sencillo de esta producción, la grandiosidad de que continúan de manera simultánea y actualizada con su proceder expresivo de hacer un Metal Extremo administrando fenomenalmente su sonido que es increíble con distorsión sonora como severamente clara, la calidad es indiscutible al no necesitar traspasar su objetividad de sus ritmos aunque sean un ángel caído del cielo, como dicen en sus letras;  

«Rubicón», conmoción y emoción a raudales, con la maestría de Mr. García detrás de una batería que es pura potencia en este como en el resto de temas, sus letras se basan en las decisiones que se toman en nuestra existencia, casi es una medida de nuestra existencia madurativa, de ahí la iconografía de pasar este río poco profundo de régimen torrencial del nordeste de Italia y que su nombre deriva del color del agua, ya que discurre por una región arcillosa, que la tiñe de un color rubí, con esta temática y una estridencia agradable tenemos casi seguro un nuevo tema para su setlist;  

«Defensa», imposible no asociarlos con las condiciones del buen Thrash Metal, imposible no hacer headbanging, pronuncia y comenta lo que es el bullying o cualquier tipo de maltrato emocional, junto a unas disonancias estrepitosas que permiten decir que no existen temas de relleno en «VI»;  

«Inevitable», bajando un poco el acelerador, pero sin bajar la presteza y agilidad de la instrumentalización, porque el solo de guitarra que se marca es de calidad con las percusiones de fondo ingeniosas por su perspicacia y agudeza, comenta su contenido de lo que es pasar desapercibido la actualidad ante la poca percepción de la existencia en el lapso que sucede, al estar pendientes de cosas aplicables a nuestro diario vivir, todo esto sentenciado en las vociferaciones de Mr. Mero;  

«Licántropo», la forma de componer de VITA IMANA es especial y particular, por eso la apertura al cambio lo han vivido y han pasado a una nivelación o cresta que continúa en ascenso, es que iniciar con las percusiones de Ms. Baz para tener los tonos vocales de Mr. Mero más siniestros en tan solo dos minutos cuarenta y uno segundos, es para paralizar cualquier sentido y luego continuar un poco impresionado y despavorido, como el personaje del tema de la canción: una transformación que es la licantropía, una condición genética heredada, y que una persona solo puede ser un hombre lobo si nació al menos un padre hombre lobo, además de que no pueden ser convertidos por mordedura o arañazo como comúnmente se cree en el folclore, me considero que la banda son los primeros licántropos y tanto mi persona como sus seguidores somos los que continuamos transformándonos con sus melodías a la luz de la luna llena. Un cierre frenético, enardecido y triunfante, diferente eso sí a los discos anteriores que cerraban con un corte más apacible, pero en «VI» han decidido renovar para diversificar su discografía con gran notoriedad.  

VITA IMANA son una banda seria, formal, trabajadora y entregada a quien desee escucharlo en este disco como en sus anteriores. Con «VI» nos entregan doce canciones compuestos de una idea que nos aportará algo a nuestra existencia. Llamarle un renacimiento, creo que sería una confusión, porque eso lo consiguieron con «Bosa», ahora consolidan y ratifican el ser una de las mejores bandas en forma de nuestro país, con una calidad de trabajo basado en su esencia permanente.

Lo impreciso o desangelado no se capta en este larga duración. Más bien el distintivo peculiar en la idiosincrasia de una agrupación que su restricción se puede catalogar en la introspección hecha en cada tema de «VI», por eso encontramos Thrash, Death, Groove, Doom, Punk o Heavy Metal con una organización y disposición simultánea maravillosa que solo VITA IMANA lo puede hacer.

Son una banda estupenda en estudio y en directo, ya tenemos lo primero por sexta ocasión, ahora a esperar una fecha para regocijarnos viéndolos en un escenario. 

Reseña de Pepe Cortez

Otras noticias de Rock y Metal relacionadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

VITA IMANA nos presenta "VI" uno de los mejores discos de este año a nivel nacional de una banda que se esfuerza con cada nuevo trabajo sin perder su originalidad y adaptçandose siempre dentro de su estilo propio Crítica del álbum de VITA IMANA "VI" (2022)