Crítica de "Infinite", el nuevo trabajo de Deep Purple

Deep Purple Infinite

Repasamos «Infinite» el nuevo trabajo de Deep Purple, que ya está disponible en tiendas físicas y dígitales.

Qué decir de Deep Purple, a parte de que por fin entraron en el Hall of Fame el año pasado, de esas cosas que no se entendían… ¿Cuántos años llevan ahí haciendo que a todos los que nos gusta el Rock nos sintamos orgullosos de serlo? Casi cinco décadas es mucho tiempo, y sólo por eso ya es motivo de admiración.

Un poquito de historia

Deep Purple Band

A pesar que desde la marcha de Ritchie Blackmoore no han llegado a los niveles de éxito que cuando el admirado guitarrista formaba parte de la banda, han conseguido mantenerse escribiendo, haciendo giras interminables y sobre todo, y  lo más importante afrontando los duros golpes que a lo largo del camino han recibido como el mini-derrame cerebral que sufrió Ian Paice el año pasado o como fuera la pérdida de John Lord.

 

[the_ad id=»5319″]

 

A todos se nos encogió un poco el corazón cuando allá por el 2012 nos enteramos de la triste pérdida. Lord fué sin duda uno de los grandes pilares que hizo de la banda patrimonio de nuestra cultura, innovador y virtuoso del archiconocido órgano Hammond. Lord fue el creador del concepto, hoy tan utilizado por muchas bandas, de la fusión entre orquesta sinfónica y banda de rock en una obra de música clásica de 3 movimientos creada íntegramente por él mismo.

Y ahora…

Ahora vuelven a la palestra con su vigésimo disco, Infinite. Una demostración de poderío y creatividad con un álbum contundente y sólido de principio a fin. Quizá el mejor desde que en 1996 sacaran Purpendicular como comienzo de la nueva era con el genial guitarrista Steve Morse.

A este disco le acompaña una gira que les traerán este verano a tierras españolas en tres citas Bilbao(Azkena) , Barcelona (Rock Fest) y Madrid. El nombre que ha recibido la gira, “The Long Goodbye”  nos da a pensar en que no habrá muchas más oportunidades de verles por lo que os recomiendo que no dejéis de ir si tenéis oportunidad a uno de los grandes mitos de nuestro rollo.

Análisis del disco en detalle

Centrándonos en el último disco, decir que  ha sido producido por Bob Ezrin, quien también lo fuera del último trabajo publicado en 2013 ‘Now What?!’. Ezrin ha aprovechado la experiencia del anterior disco para obtener lo mejor de Deep Purple en este nuevo álbum. Entramos a continuación en detalle de cada corte del disco para hacernos una idea del mismo:

Back Cover Infinite

El álbum comienza con Time For Bedlan, canción que se inicia con una breve intro a modo de oración y que rápidamente rompe con la batería de Paice. Canción al más estilo Purple, letras rudimentarias y una parte instrumental que no defraudará a los incondicionales de la banda con escalas interminables de Don Airey y perfectas fusiones con la guitarra de Morse aderezado todo por la sección rítmica de Paice y Glover. Es sin duda una de mis favoritas del disco.

Hip Boots, es el siguiente corte que  recuerda a las típicas canciones de la banda con clara influencia Blues y potenciado con el sonido Hammond y un Gillan que parece haber rejuvenecido vocalmente.

El primer single publicado de Infinite y siguiente canción a analizar es All I Got Is You, considerada por muchos la mejor canción del álbum, recupera los sonidos primitivos de la banda sin caer en la fácil nostalgia de años pasados.

Después llega One Day In Vegas que cuenta una de esas historias de la ciudad del pecado en la que el protagonista se levanta casado y con una buena resaca en ciernes. Musicalmente es una canción interesante, muy rítmica con toques progresivos al estilo de los últimos discos de la banda.
Tras una noche en Las Vegas y una mañana de resaca con los chicos de Deep Purple, lo mejor es continuar con un solo de batería del señor Piace. Así comienza la siguiente canción, Get Me Outta Here, potente y sobria al mismo tiempo quizá por el contundente ritmo que la batería impone a lo largo del corte.

The Surprising, quizá la nota más discordante del álbum ya que es una canción con un toque sonoro un tanto melancólico, roto por una larga parte instrumental con subidas y bajadas siendo esta misma el final de la canción.

 

 

Después del experimento pasamos a la divertida Jhonny’s Band. Canción festiva que cuenta la historia de la banda de Blues de  Jhonny Jones, con una intro tranquila a las manos de Don Airey y que rápidamente cambia a un ritmo directo guiado por la guitarra de Morse.

On The Top of the World,  canción con influencias “bluseras” y con una de las típicas historias traídas por Ian Gillan. Sonido Purple claramente, pero que quizá sea de las pocas que no me ha conseguido enganchar de este trabajo.

Como penúltimo corte tenemos Birds of Prey, con voces de Gillan Sampleadas al principio  de la misma y con una sólida parte instrumental guiada por las melodías de Morse. Sonido Purple de lo más psicodélico.

Para cerrar el disco, tenemos Roadhouse Blues, el clásico de los Doors con un toque púrpura en lo que casi parece una jam session. Una combinación que no deberías dejar de escuchar con momentos de lucimiento para cada uno de los integrantes de la banda, vamos todo un ‘pecatto di cardinale’.

 

[the_ad id=»5356″]
Resumiendo, tenemos el mejor disco de los últimos años de Deep Purple, aunque siempre echaremos de menos la formación Mark II con Lord y Blackmoore llevando el timón de la banda, lo que tenemos ante nosotros con Inifinite es una buena muestra del famoso dicho “el que tuvo retuvo”.

Crítica realizada por J.L. Calleja

NO COMMENTS

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

Salir de la versión móvil